Columna de contenidos

Niederkirchnerstraße

El muro en la milla histórica de la Niederkirchnerstraße
El muro en la milla histórica de la Niederkirchnerstraße
Imagen: Berliner Mauer-Archiv, Hagen Koch
Ampliación de la imagen: Niederkirchnerstraße
Niederkirchnerstraße
Imagen: Senatsverwaltung für Stadtentwicklung

El muro en la milla histórica de la Niederkirchnerstraße

Entre 1961 y 1989, las instalaciones fronterizas transcurrían a través de la Niderkirchnerstraße (viniendo desde la Stresemannstraße) para llegar después al Checkpoint Charlie. Un segmento de aproximadamente 200 metros de longitud del “muro fronterizo 75”, bastante dañado por los cazadores de souvenirs, se ha conservado en la parte sur de la Niderkirchnerstraße.

El muro fronterizo del “tipo 75” pertenece a la así llamada cuarta generación del Muro de Berlín que, como el nombre indica, reemplazó a versiones anteriores del muro a partir de mediados de los años 70, después de un programa exhaustivo de desarrollo y pruebas. El muro está compuesto por segmentos verticales en forma de L utilizados habitualmente en la agricultura para la consrucción de silos abiertos. Cada segmento tenía 3,60 metros de altura y 1,20 metros de ancho y estaba coronado por un tubo de hormigón y asbesto de un diámetro de 0,40 metros. Su “ventaja” frente al modelo anterior era su base, ya que este muro podía ser erigido sobre cualquier suelo firme sin necesidad de ningún tipo de cimiento profundo, además, su robusta construcción lo hacía prácticamente infranqueable para automóviles y su aspecto exterior (hacia el Oeste) era más uniforme.

Ampliación de la imagen: Niederkirchnerstraße
Niederkirchnerstraße
Imagen: Prof. Dr. Schmidt, Leo

Después de una larga polémica, el segmento de muro situado en la Niederkirchnerstraße fue declarado monumento histórico en 1990. La opinión pública de aquel entonces quedó reflejada en el lema “¡El muro tiene que desaparecer! Los segmentos del muro conservados aquí muestran grandes huecos que dejaron los cazadores de souvenirs al picar el muro poco después de que se abriese la frontera, llegando a veces, incluso hasta su armadura de acero.

La Niederkirchnerstraße es un lugar significativo en la historia alemana del S.XX. Los vestigios arquitectónicos y otras huellas del Tercer Reich y de la RDA ilustran los desarrollos y agitaciones políticas del último siglo. Entre 1933 y 1945 la Niederkirchnerstraße albergaba los principales centros de poder nacionalsocialistas, cerca del distrito gubernamental histórico. En el extremo este de la calle, donde hoy se encuentra el sitio conmemorativo “Topografía del Terror”, la Gestapo instaló su cuartel general y su prisión, así como el recién fundado Reichssicherheitsamt (Oficina de Seguridad del Estado) en el Palacio Prinz Albrecht, construido en 1739. El hotel adyacente Prinz Albrecht fue la sede de la dirección de las SS. La oficina central de la Gestapo fue destruida durante la guerra y los cimientos de este edificio albergan ahora la exposición “Topografía del Terror” que documenta la historia de este lugar en el que el régimen nazi planificaba y organizaba las campañas de terror que sembraron el terror en toda Europa.

Al otro lado de la calle se encuentra el Ministerio de Aviación del Reich, diseñado por Hans Sagebiel a mediados de los años 30. Apenas dañado durante la guerra, el edificio fue utilizado por el gobierno de la RDA como Casa de los Ministerios, una fase de la que hasta hoy se ha conservado un friso mural de Max Lingner, hecho con porcelana de Meissner. También aquí, fue donde aún en junio de 1961, dos meses antes de la construcción del muro, el presidente del Consejo de Estado de la RDA, Walter Ulbricht, declaró: “¡Nadie tiene la intención de construir un muro!”. Hoy en día, este edificio está ocupado por el Ministerio Federal de Finanzas. Muy cerca de allí se encuentra el edificio erigido a finales des S.XIX que albergaba la Cámara de los Diputados del Parlamento prusiano y que durante el Tercer Reich sirvió de “casa de aviadores”. Este edificio que resultó severamente dañado durante la guerra, una vez restaurado fue utilizado por la Academia de las Ciencias de la RDA. Tras la reunificación, la Cámara de Diputados de Berlín se mudó a este edificio histórico.