Palacio de Glienicke

Schloss Glienicke mit Löwenfontäne
Bild: Wolfgang Bittner LDA

Con la construcción de la calle de unión entre Berlín y Potsdam, Potsdamer Chaussee, a partir de 1791, Klein Glienicke pasó de ser una finca del palacio de caza a convertirse en una superficie susceptible de albergar un palacio. El príncipe Carlos de Prusia adquirió estos terrenos en 1824 como residencia de verano. Karl Friedrich Schinkel fue el encargado de construir sobre ellos un edificio clasicista de estilo villa de campo italiana entre 1825 y 1828. Lenné y Pückler crearon el jardín siguiendo los modelos ingleses. Desde 1990 este conjunto de instalaciones pertenece al Patrimonio de la Humanidad.